domingo, 21 de diciembre de 2014

21 de diciembre, el recuerdo de abuelo Paco

 Francisco Cabello Orellana 
En su campo, "La Cerca"

Por Esperanza Cabello

Hemos hablado muchas veces en este blog de nuestro abuelo paterno, Francisco Cabello Orellana. Un hombre nacido en Argentina, hijo de Francisco y de Joaquina, que "emigró" al país de sus padres al morir su padre y que vino a llegar, junto con su madre y sus hermanos, a Ubrique, donde su tío don José Cabello, hermano de su padre, era el párroco, y que acogió a la viuda de su hermano y a sus sobrinos como su propia familia.


Padrón de 1906. AMU
Gentileza de Manuel Zaldívar


En estos años hemos reproducido muchas de las historias que conocíamos desde siempre, por ejemplo, cuando al llegar a Ubrique, con seis añitos, lo cogió en hombros "Rojas, el pregonero" (en este enlace) para llevarlo a la plaza del pueblo; o cómo ganó un premio a la artesanía (en este enlace); o cómo saltó vallas infranqueables escapando de un secuestro de los maquis (en este enlace); o cómo estuvo encarcelado durante la Guerra Civil (en este enlace)...
También hemos podido leer las impresiones de otros miembros de la familia, nuestra prima Reme, por ejemplo (en este enlace) y hemos podido contar nuestros propios recuerdos.


Fábrica de Artículos de Piel Francisco Cabello


Y hoy, cuando hace cuarenta y un años de su muerte, hemos recibido el entrañable recuerdo de nuestro tío José María, que reproducimos a continuación:

"Hoy hace exactamente cuarenta y un año que se nos fue abuelo Paco. Sin duda aquel fue el invierno mas frío y aquellas las Navidades mas tristes que tengo en la memoria. Pero a pesar del paso del tiempo sigue vivo en nuestro recuerdo de buen padre, extraordinario abuelo y un hombre serio y formal en sus negocios.
Con un exterior en apariencia áspero guardaba un corazón de oro, protector de cualquiera de los miembros de su familia y de la larga familia de la abuela, muchos de los cuales pasaron por su petaqueria.
Por eso aún cuando flaquee a veces la fe mantenemos siempre la esperanza de algo mejor.Sobre todo cuando contemplamos la serena imagen de tu madre Esperanza con la que nos has regalado en tu blog.Todos la queremos ya su en ella se cumple sobradamente el viejo adagio de que al lado de un gran hombre, tu padre, habéis disfrutado de una gran mujer.
Para ti y para todos los tuyos FELIZ NAVIDAD y muchos besos."


.

1 comentario:

José Manuel Cabezas dijo...

Un pequeño error :Son cuarenta años y no cuarenta y uno....¡Las Matemáticas!!!!! Abuelo Paco iba a esperarnos al autobús de Ronda en el que llegábamos los nietos el 20 de Diciembre de 1974 y no lo vimos más con vida...Fue a la primera persona que yo había visto muerta y me impresionó mucho tiempo después...