sábado, 23 de julio de 2016

José Rubiales Olmedo. In memoriam

 Pepe Rubiales con unos amigos
recorriendo nuestros campos


Por Francisco Cabello Izquierdo

Este verano está resultando uno de los más trágicos que conservamos en nuestra memoria; a nivel personal y familiar hemos pasado uno de los peores momentos de la vida, pero también hemos visto cómo personas queridas, familiares de nuestros amigos, nos han ido dejando.
Tras el fallecimiento de nuestra madre, supimos de la pérdida de una ubriqueña muy conocida, Pepita Benítez, la madre de Pepi Cabezas y suegra de Rafael Vilches, a los que enviamos todo nuestro cariño y nuestro afecto.
Y ahora de nuevo la desgracia se ha cernido sobre un hombre joven, un maestro ubriqueño, destinado ahora en Valladolid , Pepe Rubiales Olmedo, murió esta semana pasada, ayer fue su funeral y  lo despidieron familiares y amigos en Valladolid.




Pepe ha muerto en Santander, durante sus vacaciones, en un trágico accidente sucedido mientras practicaba una de sus aficiones preferidas: pasear por el campo, y ayer lo despidieron amigos y familiares sumidos en el más profundo desconcierto y en la más profunda tristeza.
Vienen a nuestra memoria recuerdos no solo de nuestra niñez y juventud o de nuestra común profesión, sino de esos paseos que con Paco y Jesús hemos dado por toda nuestra sierra.
Amante de la naturaleza, de los paseos y de su Ubrique natal, Pepe era un buen amigo de sus amigos, y estamos seguros de que ha dejado un hondo recuerdo en todos los que lo conocimos.
Todo nuestro cariño y nuestro afecto para sus familiares, sobre todo para su mujer y sus hijas; esta gran pérdida ha dejado un gran hueco que solo el tiempo se encangará de mitigar.



.

.

1 comentario:

Sabina Álvarez dijo...

Desde Valladolid mi mas sentido pésame. Me siento terriblemente apenada por este trágico suceso. Un beso para Marimar y para sus dos hijas. Sabina.