jueves, 22 de marzo de 2012

Calle Toledo, número 15: La casa de la familia Román

La casa de la familia Román en la calle Toledo
Fotografía: Manuel Cabello

Fotografías: Manuel Cabello
Texto: Esperanza Cabello

Nuestro hermano Manuel nos ha traido una serie de fotografía extraordinarias: las de la casa de "los Anillaos", o sea, de la familia Román, conocidos con ese apelativo cariñoso en el pueblo porque su abuelo tenía el cabello muy ensortijado.
La casa tiene más de cien años, Lina nos cuenta que su padre, Juan Román Cordón (primo de nuestro tío Juan Román) trabajaba en las corchas, lugar en el que eran fundamentales los burros y los mulos para entrar en el bosque y cargar el corcho. 
Se trata de una de las últimas casas de Ubrique que conserva todas las características de la arquitectura popular de hace dos siglos. Normalmente el patio y las cuadras estaban al fondo de la casa, por lo que desde la entrada había un pasillo empedrado para que pasaran las caballerías hasta el fondo. El resto de la solería era de ladrillo rojo.





Una solería digna de un museo etnológico
Perfectamente conservada, pintada y lustrosa

Realmente no deben de quedar muchas casas así. Los actuales habitantes de la casa nos han abierto sus puertas cordialmente, y nuestro hermano Manuel ha podido fotografiar algunos de los detalles del entorno, que cuidan y protegen con esmero. La casa en si es una especie de museo que nos transporta a otros tiempos, hace unas décadas, en los que la vida era más pausada y quizás más difícil, sin tantas comodidades ni tanto derroche.


Objetos cotidianos domésticos del "siglo pasado"
(aunque en realidad hace muy poco tiempo)


En la casa de Lina Román  y de Jesús Gil (fue el pregonero del carnaval de este año) hay un rinconcito dedicado a esos objetos tan cotidianos y conocidos como paneras, cántaras, orzas de leche, enjugadores, botellas forradas de esparto, palanganas, pucheros, arados, jocifadores (aljofifadores en castellano), canastos de varetas...



Para las caballerías

También hay, colgados de las paredes, como entonces, aparejos para los burros y los mulos, tal y como si se hubieran usado ayer mismo, limpios y decorando la estancia.




Los aparejos colgados
cinchas, cabestros, sogas...
¡Qué pena de vocabulario en vías de extinción!


El jocifador

Es muy difícil pensar en la manera de limpiar de hace unas décadas: el jabón verde, el cubo de cinc, el agua de la pila de la Plaza, la "jocifa"... y esa mujer arrodillada en el "jocifador" de madera dejándose las manos en el suelo para quitar el barro de los burros que acababan de entrar al patio. ¡Parece mentira, qué esfuerzo!





 No faltan detalles tradicionales en casa de Lina y Jesús


En cada rincón hay un detalle que nos recuerda a otras épocas: el almirez, el inciensiario, los candiles, las cazuelas de metal, el cubo de zinc, los cucharros de corcho, los cencerros, las campanitas, el banquete de corcho, las miniaturas talladas... Un auténtico lujo!!!



Nota del 22 de marzo: Habíamos preparado esta entrada para la semana de carnaval, así que las fotografías siguientes eran perfectamente apropiadas para la época. 
Como la salud de nuestra madre se vio resentida no pudimos publicarla en su momento, y, aunque ahora pudiera parecer un poco tarde, no queremos dejar de enseñarles el detalle que nuestro hermano Manuel captó en el momento...



 El traje del Pregonero del Carnaval de Ubrique 2012


Jesús Gil, carnavalero de pro, participante activo en los carnavales desde siempre, y que es además tío de nuestros sobrinos, ha sido el pregonero del Carnaval de este año en Ubrique. En este enlace podemos verlo vestido para la ocasión.


Con su San Antonio y su máscara


Queremos agradecer especialmente a Lina Román y a Jesús Gil la amabilidad que han tenido con nosotros mostrándonos su casa, esta maravilla de casa ubriqueña con solera y originalidad. La casa de "los Anillaos" testigo de tantos años de trabajo y buen hacer con las caballerías en nuestro pueblo.


.

No hay comentarios: