miércoles, 29 de enero de 2014

Iniciativa del pueblo: Recuperar la plaza de la Verdura

 La Plaza de la Verdura, finales de los sesenta


Por Esperanza Cabello

Ubrique es un lugar privilegiado por muchísimas razones, un buen pueblo en el que es un lujo vivir y en el que preservar las tradiciones y el patrimonio cultural, natural y arquitectónico debería ser una tarea de todos.
Y en esto se ha implicado nuestro hermano Manolo. 
Desde hace muchísimo tiempo hemos podido leer en su blog, Ubrique en Verde, sus reivindicaciones a propósito de esta plaza. Es un lugar idílico y muy bien situado que se convirtió en el motor de la cultura y de la sociedad de años anteriores, pero que en las últimas décadas había sido utilizado solo como aparcamiento de coches, impidiendo qu ecualquier tipo de actividad se desarrollara sin problemas.
Nuestro amigo José Antonio Martel nos ha contado que los pintores de Ubrique fueron los primeros que se organizaron para pedir al ayuntamiento (hace más de veinte años) que se liberarade coches esta plaza, y después, a lo largo de los años, otros muchos colectivos han continuado con esta reivindicación, aunque sin ser atendidos.


 Plaza de la Verdura, años veinte


 Conocemos a nuestro hermano y sabemos que es una persona con mucho tesón y una gran voluntad, por eso, cuando apoyado por sus vecinos se propuso estudiar la forma de recuperar al plaza para las personas, en lugar de dejar que fuera siempre un aparcamiento, sabíamos que daría con la manera de hacerlo del mejor modo posible.


 Plaza de la Verdura, años treinta (1931)


Y así ha sido, los vecinos de la Plaza de la Verdura (¡todos!)  han comenzado a moverse y a buscar apoyos para presentar en el Ayuntamiento una petición formal para que la plaza recupere su esplendor. No solo pidiendo que se libere la plaza de coches, sino aportando ideas para poder alojar los doce coches que oficialmente pueden aparcar en la plaza y bastantes más.
Han estado recogiendo firmas, hablando con diversos colectivos. Bomberos, policía, asociaciones de vecinos, biorreciclaje, la Peña Flamenca... todos están de acuerdo con esta iniciativa del pueblo. Y estamos seguros de que esta vez será la definitiva. No esperamos menos.



 La Plaza de la Verdura, años cincuenta

 Sería un lujo para todos poder pasearse por la plaza tranquilos, poder sentarse en unos canapés (inexistentes por el momento), poder admirar una estatua en bronce de Pierre de Matheu, por ejemplo, o de un cantaor flamenco. Sería estupendo que hubiera conciertos callejeros, o incluso un mercadillo de productos ecológicos de la zona los domingos. 
Sería fabuloso poder tomarse un café tranquilos o quedarse a charlar con los vecinos mientras que cualquiera de los pintores de Ubrique coloca su caballete y sus pinturas para pintar tranquilamente.
sería magnífico recuperar la plaza, que fuese un hito para el turismo, algo que con el estado actual es absolutamente imposible.



Plaza de la Verdura, año 2014
 Terrible situación actual de la plaza, intransitable e insoportable


 Hoy, 29 de enero de 2014, los vecinos de la Plaza de la Verdura han hecho entrega en el Ayuntamiento de una carta dirigida al señor Alcalde, firmada por todos los vecinos de la Plaza de la Verdura (solo una persona no ha querido firmar) y apoyada por mil treinta firmas más.
Cientro treinta pliegos de firmas que los vecinos de Ubrique han querido cumplimentar para solicitar la recuperación de este lugar emblemático de nuestro pueblo.

Ahora solo queda esperar unos días, el próximo cuatro de febrero habrá una reunión del pleno en la que se discutirá la petición y, como se trata de una reivindicación cultural y patrimonial, que ha partido del pueblo y que está apoyada por los ubriqueños y las ubriqueñas, estamos seguros de que todos los grupos de nuestro ayuntamiento no tendrán ninguna duda y apostarán fuerte por las personas, por el futuro, por el turismo y por la cultura.









.

3 comentarios:

Dorita/Alh. dijo...

Ojalá !!!!
Os cruzaré los dedos !
Bss

E. Cabello, Las Cumbres de Ubrique dijo...

Muchísimas gracias, Dorita, el empeño merecerá la pena.
Besos

Manuel Cabello dijo...

Gracias por los elogios hermana, pero tengo que añadir que hubiera sido imposible sin la iniciativa conjunta también de Juan Francisco Ordóñez. Los dos, codo a codo, hemos sido como el Dúo Dinámico. Gracias desde aquí a todos que aportaron un poco de lógica para este rincón tan ubriqueño con su firma de apoyo y a los que se llevaron una o varias hojillas para completarlas. ¡Ojalá nuestros hijos y nietos la disfruten como esas fotos tan lindas que has usado para esta histórica entrada!